Convención anual Mars Iberia

[04.04.2018]

El evento, que se celebró del 7 al 9 de febrero en PortAventura Convention Centre, reunió a algo más de 400 empleados de MARS Iberia. Durante el evento se llevó a cabo una acción de responsabilidad social corporativa en PortAventura Park donde MARS Iberia reunió a más de 1600 niños de escuelas, fundaciones y centros especiales.

 

Del 7 al 9 de febrero PortAventura Convention Centre acogió la convención que cada año realiza MARS Iberia, con todos sus asociados (así es como llama a sus trabajadores) para celebrar los éxitos del período anterior y compartir los objetivos del siguiente.

Más de cuatrocientos asistentes pudieron disfrutar de las posibilidades de un enclave privilegiado y con la posibilidad de disponer en exclusiva de diferentes zonas de PortAventura World.

Durante los tres días que duró la convención se celebraron reuniones y se organizaron talleres y grupos de trabajo que ocuparon el centro de convenciones en su totalidad y que se expandieron por varias áreas temáticas de PortAventura Park, abierto en exclusiva para los miembros de la compañía. Asimismo, se instalaron diferentes espacios de exposición de los productos de la marca en los principales halls y espacios comunes del centro.

“PortAventura Convention Centre tiene muchísimas posibilidades de adaptación a las diferentes necesidades de cada empresa. En nuestro caso ha sido muy fácil poder transformar el centro como deseábamos. Nuestro objetivo era que se respirara la esencia de MARS y que pudiéramos trasladar nuestra cultura y compartir nuestra ilusión”, ha señalado Olga Martínez, MARS Iberia Corporate Affairs Director.

Para el evento, los trabajadores del grupo, que se alojaron en el Hotel Gold River, de 4 estrellas, inspirado en el Lejano Oeste y a tan solo ocho minutos en transfer del centro de convenciones, pudieron disfrutar en exclusiva de diferentes áreas de PortAventura Park. “No es nada fácil encontrar un lugar para 400 personas en el que podamos tener tan fácil acceso a un centro de convenciones con las posibilidades que tenemos en PortAventura, y a un parque, donde además puedan vivir experiencias emocionales fantásticas. Compatibilizar las dos cosas es complicado y, si además nos encontramos con una gran flexibilidad por parte del equipo organizativo, se convierte en una solución muy positiva para nosotros”, ha puntualizado Olga Martínez, que ha alabado el gran trabajo del equipo de PortAventura Business & Events.

 

La solidaridad como herramienta de teambuilding

Como actividad de teambuilding se llevó a cabo una acción de responsabilidad social corporativa, algo que forma parte de la cultura de la empresa. Consistió en una apertura exclusiva de las áreas temáticas de SésamoAventura y China de PortAventura Park donde se realizaron diferentes actividades y talleres, a mil seiscientos niños de diferentes colectivos y con situaciones especiales, que pudieron disfrutar del parque y sus atracciones junto con la compañía de los 400 empleados de MARS Iberia.

“Somos una compañía que realiza muchas acciones de voluntariado y de RSC. En esta ocasión, dadas las características del enclave, nos pareció una gran oportunidad poder realizar una acción para niños de la zona y traerlos a PortAventura como una experiencia única para ellos”, ha indicado Olga Martínez.

Disfrazados de los protagonistas de las fábulas más conocidas, poniendo a prueba su psicomotricidad a través de divertidos circuitos de ejercicios, o dejando volar su imaginación ideando cómo sería el final de un cuento, los empleados del grupo trataron de inculcar conceptos como el respeto, la honestidad o la humildad.

El propósito principal de MARS Iberia no era otro que los jóvenes tuvieran la posibilidad de participar de manera activa en una serie de talleres y disfrutaran de una jornada inolvidable en las instalaciones de PortAventura World.